Elías Rubio Marcos y su "CAJÓN DE SASTRE"

Recopilación de artículos publicados y otros de nueva creación. Blog iniciado en 2009.

miércoles, 28 de diciembre de 2016

¡¡FELIZ AÑO 2017!!


Aerófonos en la portada románica de Miñón


FOTOGRAFÍA: De la portada románica de Miñón (Tomada en 2015).

Feliz año a todos, queridos amigos y seguidores de este Cajón de Sastre. Y un deseo muy personal: que el eslogan “consume y diviértete desaforadamente” tenga poco futuro y sea sustituido por el de “seamos responsables con nuestro planeta”, que tanto hemos maltratado y maltratamos.


lunes, 19 de diciembre de 2016

AEROGENERADORES E IMPACTO AMBIENTAL



Desfiladero El Butrón (Icedo)

Castillo de Hornillos del Cerrato y aerogenerador volando

Heráldica y molinetes en Ayoluengo

Balancín del petróleo y molinetes en Hontomín

Ruinas medievales y molinetes en Huérmeces

Portada románica y molinete en Los Ausines

Menhir y aerogenerador en San Pedro Samuel

Chozo pastoril y aerogeneradores en San Pedro Samuel

Reflejos del cielo en el páramo de Poza de la Sal


FOTOGRAFÍAS: Paisaje y Patrimonio con aerogeneradores en Burgos (Tomadas entre 2010 y 2016)


       Confieso que hubo un tiempo en que renegaba de los aerogeneradores que aquí y allá se instalaban en Burgos, en ocasiones sin tener en cuenta los valores paisajísticos y patrimoniales. Hoy ya me he acostumbrado a su presencia, como vosotros supongo que también, queridos amigos. Estos árboles de metal, de crecimiento rápido, nos son tan familiares que pensamos que están donde están desde el principio de los tiempos, como los robles milenarios, aunque hayan pasado muy pocos años desde la primera plantación. Y es que el ojo se hace a todo muy pronto, incluso a las moscas oculares. Renegaba yo porque a veces, habiendo tantos lugares donde el impacto podía ser mínimo, se instalaban o se pretendían instalar en lugares paisajísticamente emblemáticos, como el valle de Valdivielso, por poner un ejemplo; recuerdo aquella vez que participé en una ascensión ecologista a La Tesla para protestar porque habían intención de instalar un parque de molinetes en las cumbres de Peña Corba. ¡Hubiera sido una locura! Pero vaya, pasó el tiempo y afortunadamente se fueron eligiendo lugares de menor impacto. De todos modos, ahora parece que ha pasado la fiebre eólica, o las subvenciones, y ya no vemos por las carreteras camiones kilométricos cargados con aspas o columnas. Aún así, los que se plantaron ahí están (y ahí permanecerán hasta que la energía eólica sea arqueológica y algún chatarrero haga su agosto), impactaron en el paisaje, modificándolo, y crearon imágenes nuevas del patrimonio edificado, algunas no exentas de belleza, para ser justos. Hoy, los fotógrafos, profesionales o aficionados, se las ven y se las desean para sortear estos artilugios sin quieren obtener una imagen sin su interferencia. Os dejo, queridos amigos de este Cajón de Sastre, algunas vistas que hablan por sí mismas. Podrán ser muchas más, pero no quiero aburrir. 


martes, 13 de diciembre de 2016

UN AVIÓN EN CORUÑA DEL CONDE, UN TANQUE EN QUINTANILLA CABERROJAS, UN YATE EN COGOLLOS


Un avión en la Edad Media


Un tanque en Quintanilla Cabe Rojas 

El tanque como reclamo turístico

Varado en tierra, se le acabó la navegación

El yate Azor en Cogollos


FOTOGRAFÍAS: Un avión en el castillo de Coruña del Conde. Un tanque en Quintanilla Caber Rojas: El yate Azor en Cogollos. (Tomadas en 1995, 2016 y 2010 respectivamente)


Pues sí, sí, poco  a poco vamos llenando de obras performativas la provincia. Algún día, cuando haya más instaladas, podremos hacer una ruta turística para su contemplación. Primero fue un avión al pie del castillo medieval de Coruña del Conde, instalación que en su día causó sensación y revuelo; y es que, con la disculpa de que fue en este lugar donde nuestro pionero Diego Marín Aguilera emuló a Icaro, aterrizaron el aparato junto a las históricas ruinas y allí quedó posado, no se sabe hasta cuándo, como dispuesto a volar en cuanto llegue el piloto; todavía queda el anacronismo, para asombro de todo el que visite o pase por este lugar. Después llegó el yate Azor, el de Su Excelencia en vacaciones de agosto por Mallorca; lo dejaron varado en Cogollos, en tierra de secano donde es imposible la navegación, y no sé si allí sigue porque hace seis años que no he recalado en este puerto. Más recientemente, se ha instalado un tanque (perdón, carro de combate) en un otero de Quintanilla Cabe Rojas, de tal modo que parece apuntar a este pueblo y no al castillo de Rojas, que el pobre está ya muy arruinado y no aguantaría un cañonazo más. Hay que esperar que el dragón no resucite o resbale; y mientras eso no pase, sirve de reclamo turístico.